Guía de 10 pasos para comenzar a vender por Internet


blog-img

 

Vender en Internet se ha convertido en el sueño de muchos empresarios y emprendedores en la actualidad, pareciera que gran parte de ese anhelo es debido a que resulta fácil de lograr, pero vender on-line no es tan simple como parece.

Al igual que un negocio off-line, para comercializar en Internet se necesita planeación, recursos humanos, herramientas tecnológicas y sobre todo mucha dedicación. Me atrevería a decir que lo único que cambia a comparación de un negocio tradicional es el medio en el que se desarrolla, y por supuesto que con ello me refiero al uso de los medios digitales.

Sin embargo, estas palabras no son para desanimarte, lo que buscan es colocar tus pies en la tierra porque la jornada para comenzar a vender en Internet apenas comienza. Estoy convencido que está guía “paso a paso” te ayudar a iniciar con el pie derecho tu emprendimiento en línea porque de la mima forma me ha ayudado a mí, a mis alumnos y clientes.

Paso 1. Buscar que vender

Creo que parece lógico comenzar por definir qué es lo que podemos vender en línea, para ello podemos pensar en 4 opciones:

a) Subirte a la ola. Con ello me refiero a vender lo que está de moda, lo que gente está buscando en la actualidad y hace todo para conseguirlo. Por ejemplo, ¿recuerdas los spinners? estos juguetes giratorios antiestrés que en algún momento estuvieron muy de moda y fueron un boom en ventas; pasó algo similar con el boom de los suplementos alimenticios que se vendían por medio de red de mercadeo, y ahora con el boom que están teniendo los cursos en línea. Vender lo que el mercado está demandando es una buena idea para comenzar a vender en Internet pero corres el riesgo de llegar muy tarde y encontrarte con mucha competencia.

b) Capitalizar tu experiencia. ¿Eres muy bueno en lo que haces? ¡Entonces véndelo! Vende un curso, vende un entrenamiento o vende consultorías privadas. Estamos en la era del conocimiento y la gente está ávida de información útil que le aporte valor a su vida o a sus negocios, entonces estás en el momento justo de sacarle provecho a tu expertise.

c) Encuentra una necesidad que satisfacer. Tal vez sea la forma más difícil de emprender en Internet pero si lo logras, estarás dándole al clavo y podrías volverte rico en muy poco tiempo. Un ejemplo de ello es Uber, empresa que detectó la ineficiencia del servicio de taxis en algunas de las principales ciudades del mundo y decidió crear una plataforma tecnológica de colaboración que une a pasajeros con choferes de transporte privado para ofrecer un servicio de movilidad a bajo costo, y aunque hoy por hoy no es una empresa muy rentable, su éxito es innegable.

d) Dropshipping. Es un tipo de venta al por menor donde el minorista no guarda los bienes en su inventario, sino que toma y pasa el pedido al mayorista, quien se encarga de enviar las mercancías directamente al cliente final. Este modelo aplica principalmente para la venta de productos físicos y la gran ventaja es que no inviertes dinero en inventario, por lo cual arriesgas muy poco pero tendrás que invertir en tecnología para facilitar y automatizar los procesos.

Paso 2. Validar tu idea de producto en Internet

Aunque cualquier emprendimiento implica vivir una aventura, ésta no debe no convertirse en una mala experiencia.

En términos de un emprendimiento digital, existen algunas herramientas que te pueden ayudar a verificar si tu idea de negocio es viable para hacerla realidad. La primera de la que te quiero hablar es Google trends, una herramienta sencilla que funciona como un buscador tradicional, que te permite conocer cuáles son las tendencias de búsqueda en Google, además te permite hacer filtros por regiones geográficas, categorías y seleccionar un periodo de tiempo determinado.

Otra herramienta es el planificador de palabras clave, una funcionalidad de la plataforma Google Adwords que te permite observar estadísticas de las palabras o frases que buscan los internautas acerca del producto o servicio que quieres vender por Internet. Por lo tanto, te ayuda a descubrir si existe demanda suficiente para satisfacer el mercado.

Si tú ya tienes un producto definido y estás convencido a venderlo en línea, antes de invertir una fuerte cantidad de dinero en tu tienda en línea, puedo recomendarte que experimentes con algunas plataformas de colaboración en comercio electrónico como Mercado libre o Kichink. La intención de esta idea recomendación que te hago, es que subas tus productos a estas plataformas para que descubras si tienen buena aceptación, es decir, visitan página, hacen comentarios, consultan dudas o incluso realizas tus primeras ventas. Si ves que la aceptación es buena, entonces ya puedes pensar en crear tu propia tienda virtual.

 

Paso 3. Definir tu tipo de cliente

Parte esencial de las ventas por Internet es determinar a quién vas a venderle, pero sobre todo conocer todo de él. Para lograrlo debes de aplicar tus conocimientos del mercado, la relación que tienes con tus clientes actuales y si aún no los tienes, tendrás que hacer una labor de investigación en blogs, grupos de discusión, redes sociales de tu competencia o incluso encuestas on-line para identificar cuáles son las necesidades, problemáticas y deseos de tus clientes potenciales. Una recomendación es que dividas los diferentes tipos de clientes que buscas para tu producto o servicio. También, que definas cuál sería tu cliente ideal y todas sus características. Con la información que obtengas podrás encontrar una mejor forma de comunicarte con ellos y hacerles ver porque tu empresa es la mejor opción.

Paso 4. Investiga a tu competencia

En cualquier competencia deportiva es importante estudiar a tu oponente, en las ventas por Internet debe de realizarse el mismo ejercicio para que puedas determinar cuáles son las fortalezas que te hacen mejor, o las debilidades que te hacen más endeble. Puedes comenzar buscando en Google el giro de tu negocio para conocer quiénes son los anunciantes o las resultados de búsqueda más destacados. Después, toma nota de ellos y comienza a evaluarlos. ¿Qué debes avaluar? Fíjate en que redes sociales usan, los tipos de publicaciones que hacen, investiga sus precios, ve la variedad de productos que manejan, conoce sus tarifas de envío, las promociones vigentes, son condiciones de venta, compara tu sitio web con el tuyo. Ahora aprende de sus buenas prácticas y trata de destacarte en aquello en lo que tu competencia no es buena. Un tip para conocer los sitios web líderes de cada industria es visitar el ranking que Alexa.com tiene por categoría.

Paso 5. Adapta tu oferta y define tu propuesta de valor

Es muy probable que al investigar tu competencia te hayas dado cuenta que tienes mucho que mejorar y a algunas cosas que cambiar, es en este paso cuando tienes que hacer los ajustes necesarios para lograr ser competitivo en el mercado por Internet. Evalúa si tienes que cambiar tus precios, desarrollar un mejor sitio web, mejorar tus puntos de contacto con el cliente o implementar una estrategia de promoción disruptiva para incursionar en el mercado. Estos ejemplos pueden ayudarte para definir cuál será tu “propuesta de valor”, esa característica que te hace único en el mercado y que deberá convertirse en el estandarte de tu marca, Por ejemplo, la empresa Privalia.com ofrece productos de marcas reconocidas con hasta un 70% de descuento, Netshoes México te regala hasta dos cambios de mercancía absorbiendo ellos mismos los gastos de paquetería que esto involucra.

Paso 6. Crea tu identidad corporativa

Es en este paso donde recomiendo comenzar con la creación de tu logotipo, página web y medios sociales, no antes. Simplemente porque primero necesitas conocer a tus clientes, el mercado donde de te vas desarrollar y la competencia. Imagínate que pasaría si, con la investigación previa , descubres que a tus clientes potenciales no les gusta el color azul marino pero tu logotipo es precisamente del mismo azul porque a ti sí te gusta, ¿tendrías que volver a realizar tu logotipo, cierto? Lo mismo puede pasar con la tipografía, el nombre o el diseño del mismo. No olvides que la identidad corporativa le dará personalidad a tu marca, entrégale la importancia necesaria para que pueda comunicar los valores y el propósito que quieres lograr.

Paso 7. Tienda virtual

En el estricto sentido de la palabra, únicamente podrás vender por Internet si tienes un carrito de compras instalado en tu sitio web. Por lo tanto es esencial que tu sitio web se convierta en un sitio de comercio electrónico. No importa que vendas productos o servicios, esto puede lograrse fácilmente con ayuda de un programador. También existen  plataformas dedicadas exclusivamente al comercio electrónico, por ejemplo; Shopyfy, Tienda nube o la que yo más recomiendo porque tiene una versión gratuita muy completa, Shopmania.

Paso 8. Marketing

Ningún sitio web o tienda virtual vende por sí sola, se necesita de estrategias de marketing digital que lleven tráfico de calidad dispuesto a comprar. Estas son algunas de las tácticas más efectivas que deberás aprender a dominar o bien, contratar su servicio con un externo:

  • SEO (Serch Engnine Marketing). Posicionamiento en buscadores
  • Anuncio de texto en buscadores
  • Publicidad en redes sociales
  • Publicidad en banners
  • Anuncios de video
  • Marketing de contenido
  • E-mail marketing
  • Manejo de redes sociales

Paso 9. Automatizar

Una de las grandes maravillas que ofrecen las herramientas de marketing digital es que te permiten programar tareas y automatizar acciones para que te negocio en línea trabaje por sí solo. Esto no significa que podrás sentarte en tus laureles sin hacer nada, de hecho, al principio tendrás que trabajar arduamente en configurar las herramientas para después en medir y optimizar los resultados, pero al final podrás gozar de las ganancias. Algunas de las tareas que puedes automatizar son las siguientes: correos de bienvenida, campañas de correo electrónico, suscripciones, cursos en línea, webinars, boletines informativos, pedidos en línea, publicidad, Facebook Messenger, respuestas automáticas en tu muro de Facebook, Whatsapp, entre otros.

Paso 10. Medir y experimentar

Aunque las herramientas de marketing te permiten automatizas varias tareas, quedará en ti medir los resultados para modificar las estrategias y conseguir más ventas, a esto se le llama optimización y puede realizarse en varios ámbitos, por ejemplo; en la publicidad digital, en las campañas de correo electrónico, en tu sitio web, entre otros. Básicamente consiste en hacer pruebas A/B, esto significa comparar un diseño, color o llamado a la acción con otro diferente en un periodo de tiempo determinado, para descubrir cuál es el que tuvo mayor rendimiento. Esta táctica puede y debe realizarse constantemente para ir mejorando tus resultados progresivamente.

¿Qué te parecen estos 10 pasos para comenzar a vender por Internet? Espero que la lectura sea muy constructiva para tu negocio. Si tienes algún comentario no dudes en escribirlos…

Deja un comentario

Queremos ayudarte

Ponte en Contacto

Servicio:

Corregidora, Querétaro. MX

hola@digitaria.com.mx

01 (442) 265 7726

f-logo

Agencia de Marketing Digital

Digitaria © 2015